Humanitarianresponse Logo

Flash Update No.2 - Afectaciones por emergencias de la temporada de lluvias

El paso del huracán “Iota” por el caribe y en dirección a Centroamérica, el cual llegó a su máxima categoría (5) en su trayecto por el archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina el 16 de noviembre, alcanzando vientos de hasta 240 km/ph, causó daños en el archipiélago clasificados como catastróficos, nunca registrados en Colombia por esta causa. La ocurrencia de este evento sumado al desarrollo del Fenómeno de La Niña ha intensificado las lluvias en las últimas semanas, particularmente desde el 13 de noviembre, dejando más de 228.000 personas damnificadas en al menos 11 departamentos del país, a causa de las inundaciones, vientos huracanados y deslizamientos.

Preocupa en particular la isla de Providencia, ya que, según cifras preliminares, se reporta un 98 por ciento de afectación, con dos personas muertas, una desaparecida y cientos de heridos, también daños en la infraestructura (el hospital local, vías, viviendas destruidas y las que quedaron en pie, no tienen techo), y sin servicio de energía eléctrica e incomunicada. Entre las necesidades más urgentes para atender a la mayoría de los habitantes que están a la intemperie, se encuentran: kits de albergue e higiene, agua, alimentos, elementos de sanidad, personal médico, medicamentos. La isla de San Andrés también reporta al menos 700 familias damnificadas en albergues dispuestos por las autoridades locales y otros improvisados.

El 17 de noviembre, el presidente Iván Duque pudo llegar a las islas de San Andres y la de Providencia, donde se pudo identificar los primeros daños; no obstante, a la fecha de publicación de este informe no se cuenta con cifras oficiales consolidadas que dé cuenta de las personas damnificadas, ya que están en curso diferentes Evaluaciones de Daños, Afectación y Necesidades (EDAN), en departamentos donde la influencia de este causó afectación. Sin embargo, reportes anteriores ya habían identificado pérdida de vidas, bienes, enseres, cultivos, personas desaparecidas, bloqueo de vías, entre otros.

Con la activación del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo (SNGR) y la instalación de Puestos de Mando Unificado (PMU) en coordinación con la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD), se coordinan acciones de respuesta que ya empiezan a llegar a los departamentos afectados. Adicionalmente, se sugiere extremar las medidas de prevención y activación de planes de contingencia, ante la emisión de alertas en varios municipios y la posible ocurrencia de nuevas emergencias, debido a la continuidad de las lluvias, el aumento de los niveles de ríos, fuertes vientos y oleaje y ocurrencia de deslizamientos en varias regiones.

Operacione(s)/Espacio(s) web: 
Organización(es): 
Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de las Naciones Unidas
Fecha de publicación original: 
17 Nov 2020
Tipo de documento: 
Reporte de situación SitRep